España, rumbo a Mar Rojo

Este texto pertenece a ‘Penínsulas’, el boletín que Enric Juliana enviaba cada martes. Si quieres recibirlo, fijar aquí.

España participará en la misión de proteger el tráfico naval en el Mar Rojo de la que será informada por el Secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd J. Austin, ante los insistentes ataques de las milicias hutíes de Yemen contra las embarcaciones mercantes que pasan el Bab- canal el-Mandeb. Buques de guerra occidentales para proteger a los mercaderes que entraban y navegaban desde el Mar Rojo por la Puerta de las Lágrimas (traducción poética de la expresión árabe Bab-el-Mandeb). Buques de guerra occidentales, en su mayoría, para garantizar el libre funcionamiento del Canal de Suez, una colosal obra humana del siglo XIX que acortó las comunicaciones navales entre Europa y Asia. Estás en el juego de asegurar una de las arterias comerciales más importantes del mundo. En la operación Prosperity Guardian participarán Estados Unidos, Reino Unido, Baréin, Canadá, España, Francia, Italia, Noruega, Países Bajos y Seychelles, según anunció también el secretario de Defensa norteamericano. La guerra en Gaza entra en una nueva fase.

Hablemos de la Puerta de las Lágrimas la semana pasada. La crisis se ha acelerado en menos de seis días. Lo hizo todo muy rápido. Antes de que se repitieran los ataques, las principales compañías navieras del mundo ordenaron a sus capitanes zarpar en el cabo de Buena Esperanza para evitar el estrecho de Bab-el-Mandeb. La ruta alternativa es la inaugurada por el navegante portugués Vasco de Gama a finales del siglo XV, rodeando el Cabo de Buena Esperanza en la punta del continente africano. En la acelerada era del XXI, volver a la carretera portuguesa supone más tiempo y más combustible, con un incremento del gas que podría ascender al 40%. Tasas más altas. Cuidado de los productos. Más inflación. El radar de la «Península» captó el tema del pasado marciano. Creo que lo enfatizamos bien.

A día de hoy, los barcos que han dado órdenes de evitar el Mar Rojo son seis: Maersk (danés), MSC (ítalo-suizo), Hapag Lloyd (alemannic), Cma-Cgm (francés), Evergreen (taiwanés) y OOLC. perteneciente al grupo chino Cosco. La petrolera británica BP también anunció hoy que suspenderá los envíos en el Mar Rojo. Más de cinco barcos de carga cambiaron de ruta durante la última semana. Puede que estemos en el inicio de una verdadera crisis comercial calado. La Vanguardia Estás siguiendo el tema de la revista. El riesgo de estrangulamiento del Mar Rojo rompió la puerta de Domingo, la puerta de marcha de la Operación Prosperidad Guardián volverá a ser la principal titular de la portada de hoy y un artículo de Jordi Torrent, jefe de estrategia del Port de Barcelona,​ ​publicado los pasados ​​miércoles, ofrece claves muy interesantes sobre lo que está pasando en uno de los puntos críticos del tráfico marítimo internacional.


Publicado por ‘La Vanguardia’, domingo 18 de diciembre.

Lucía González González

En una semana todo se aceleró. Las luces de alerta se encendieron como consecuencia de las repetidas acciones ofensivas de las milicias del refugio. Ayer fui atacado por un tanque cisterna nuevo. Los niños rebeldes de Yemen no han causado ningún desastre, pero ahora se han dañado y provocado incendios en varios barcos atacados con drones, misiles e hidroaviones. La gente afirma que sus ataques se limitan a los mercados comerciales que tienen como objetivo los puertos de Israel (el único puerto de Israel en el Mar Rojo es Eliat), pero los medios digitales iraníes, como Observador de IránHablan sin tapujos de una ofensiva que puede provocar fama de inflación en Occidente.

El 12% del comercio marítimo mundial pasa por el final de Bab-el-Mandeb y el Canal de Suez, en los dos extremos del Mar Rojo. Ambos conductores representan el 30% del comercio mundial de contenedores, el 11% del tráfico global de cereales y oleaginosas y gran parte de los cargamentos de petróleo y gas del Golfo Pérsico con destino a Europa. El doce por ciento de los cargamentos de petróleo del mundo y el ocho por ciento de los envíos de gas natural distribuido circulan por Bab-el-Mandeb, que cubre tres kilómetros. Los fertilizantes y los productos químicos también figuran en un lugar desolado. Ten en cuenta un dato: el 30% del combustible de los aviones también pasa por la Puerta de las Lágrimas.

En estos momentos varios barcos de guerra estadistas se dirigen hacia la zona. El portaaviones ‘Eisenhower’ y su grupo de ataque se desplazaron del Golfo Pérsico al Golfo de Adén, y tres destructores estatales cruzaron la semana pasada el extremo de Gibraltar hacia el Mar Rojo. El portal Observador de Irán (fuente de propaganda iraní) señaló que los hutíes podrían haber respondido a esa coalición naval con ataques a los campos petroleros sauditas.

Como dijimos la semana pasada, los hutíes no son un grupo étnico diferenciado en Yemen. Se trata de árabes de creencia zaid (una de las ramas del chiísmo, la segunda gran familia del Islam, a la que pertenece Irán), que en 2004 iniciaron una rebelión contra el gobierno de Yemen al considerarlo indigente junto a Arabia Saudí y Estados Unidos. . Se les llamó hutíes porque su primer líder fue el Jeque Hussein Badreddin al-Houthi, asesinado poco después de iniciar la revuelta. Después de varios años de guerra civil, las chozas controlan el extremo occidental de Yemen. Es suya la orilla occidental de la Puerta de las Lágrimas. Han sido armados por Irán, pero expertos en la zona han cuestionado si su disciplina y eficacia pueden equiparse a Hezbolá, el movimiento armado Chita que opera en territorio libanés, perfectamente sincronizado con el régimen de Teherán.

El Mar Rojo se convirtió así en el tercer punto crítico de la guerra de Gaza. Escenario principal y epicentro del drama: la Franja de Gaza, bombardeada día y noche por Israel. Segundo escenario: el frente entre Israel y Líbano, con escaramuzas de Hezbolá, que no resultan de un ataque frontal por decisión expresa de Irán. Tercer escenario: estrés por el fin de Bab-el-Mandeb, riesgo de desestabilización del comercio marítimo mundial y respuesta occidental mediante una alianza de fuerzas navales. Los tres escenarios están conectados. Una nueva espiral inflacionaria podría arruinar las expectativas de Joe Biden en la campaña presidencial norteamericana, actualmente difícil para el Partido Demócrata. El más afectado de forma inmediata, sin embargo, sería Egipto, país que cubre las tarifas del Canal de Suez. Evidentemente, Europa también sale muy perjudicada, cuando sólo faltan seis meses para la renovación de la Eurocámara.

En 1980, poco después de la revolución islámica en Irán, los ataques de los Guardianes de la Revolución a los petroleros que navegaban por el Golfo Pérsico entraron en el extremo de Ormuz, punto clave para el comercio mundial de hidrocarburos. Los precios del petróleo se vieron obligados a sufrir y algunos países occidentales lo sufrieron de forma especial, entre ellos, España, muy debilitada por la crisis del petróleo de 1973. Adolfo Suárez, aclamado por múltiples adversarios una vez superada la primera y más difícil etapa de la transición , entrada en bajada a la pescadilla de Ormuz. Pedro Sánchez quizás tendrá que pasar la Navidad pensando en Bab-el-Mandeb. Veremos concretada la participación española en la operación Prosperty Guardian.

“Ha llegado la hora de la venganza de la geografía”, escribió Robert Kaplan una vez hace años, cuando se disolvió la utopía de un mundo plano, gobernado exclusivamente por conexiones digitales.

La base china en Yibuti

Base China en Yibuti, en imágenes difundidas por la radio estatal china.

Base China en Yibuti, en imágenes difundidas por la radio estatal china.

CNR

No es la primera vez en los últimos años que el comercio marítimo mundial tiene que recurrir a la ruta africana como alternativa al Canal de Suez. Durante la primavera de 2021, un portacontenedores gigante llamado ‘Ever Given’ se deslizó hacia el canal, bloqueando completamente el tráfico marítimo durante seis días. Anteriormente, durante los momentos más duros de la epidemia de covid-19, con una fuerte reducción de la demanda comercial, muchos barcos de carga regresaban de Europa a Asia por la ruta africana. No tenía ni idea.

Esta es la primera vez que las aguas del Golfo de Adén se encuentran bajo tensión. La revuelta estatal en Somalia provocó un fuerte aumento de la piratería en los primeros años del nuevo siglo. Grupos de pescadores se organizan para proteger los barcos, mientras varios países occidentales respetables han superado el caos para provocar vértigo tóxico en aguas somalíes. En 2009 se produjeron 86 ataques piratas en aguas del Golfo de Adén. El 2 de octubre de ese año el pez ‘Alakrana’ fue incautado a 120 kilómetros de las costas de Somalia, con 35 tripulantes a bordo. La segunda duró 47 días y se resolvió con el pago de una devolución de 2,5 millones de euros. Los armadores se comprometieron a contratar seguridad privada en los buques y reforzaron la Operación Atalanta, el primer ejemplo naval de la Unión Europea destinado a prevenir la piratería. Los países líderes del mundo fortalecieron aún más su presencia militar en el Océano Índico.

No se trataba sólo de controlar la piratería. Se trataba de un plan estratégico para la protección militar de las rutas navales que conectan el Canal de Suez con el tramo de Malaca (Malasia-Singapur-Sumatra), las rutas que van desde el Mediterráneo hasta el Mar de China Meridional. Estados Unidos, Francia y Reino Unido mantienen una fuerte brecha naval entre los brujos de Bab-el-Mandeb y Ormuz. La República Popular China inauguró en 2017 su primera base naval en el extranjero, en las costas de Yibuti, antigua colonia francesa en el golfo de Adén, muy cerca de la Puerta de las Lágrimas. Oficialmente es una base de apoyo logístico para los contingentes chinos que monitorean la piratería y para las truchas chinas que participan en misiones de la ONU en África. En Yibuti también hay una poderosa base militar francesa y una base militar estadounidense con cuatro millones de soldados.

Lee también

You may also like...