«Para defender la marcha hace falta diplomacia, no polémicas»

El éxito de la marcha española en los Mundiales de Budapest puede continuar mañana en los 35 kilómetros marcha, donde las pruebas masculina y femenina comparten horario y recorrido (7.00 horas). Muy pendiente de todos los marchadores españoles está Jesús Ángel García Bragado, embajador de Joma y responsable del área de desarrollo de la Federación Española en la marcha. Atiende a ABC para charlar sobre la incertidumbre de una especialidad que le llevó a ser campeón mundial y a participar en ocho Juegos Olímpicos.

-¿Cómo ha vivido los oros de Álvaro Martín y María Pérez?

-Con mucha alegría por ellos. Ya tenían buenos resultados a nivel europeo, y les faltaba el pasito de conseguir la medalla mundial. Muy satisfecho también por sus entrenadores, José Antonio Carrillo y Jacinto Garzón. Se desviven por la marcha y creo que era de justicia que tuviesen este tipo de resultados a nivel mundial.

-Se ha hablado mucho de técnica estos días. ¿Tanto ha cambiado?

-En mi época hacíamos una zancada más larga y muy potente. Eso ha cambiado, también por el reglamento. Ahora ha aumentado la frecuencia del paso. A María, por ejemplo, hubo que convencerla de que tenía que hacer una marcha más fluida. A la vista está que lo ha conseguido.

-¿Usted vivió algún proceso parecido?

-Sí, en el año 2000 impulsaba mucho, marchaba con mucha energía. También recurrí a Josep Marín. Tuve que trabajar mucho para corregir mis problemas para no flexionar de la pierna. Entiendo por lo que ha tenido que pasar María. Tú crees que los jueces la tienen tomada contigo, y hasta que interiorizas que lo que hay que hacer para encontrar una solución es cambiar, cuesta.

-¿Y cómo vive la incertidumbre que rodea a su disciplina?

-Estamos preocupados, no voy a engañar. Hay que intentar que la especialidad continúe en los Juegos de Los Ángeles, defender que es una disciplina histórica que lleva desde 1908. Que vean que estamos dispuestos a hacer cambios y adaptarnos a los tiempos. Ahora Raúl Chapado (presidente de la Federación Española) es vicepresidente de World Athletics, y estoy convencido de que nos va a defender. Para defender la marcha es importante evitar polémicas, porque en el mundo anglosajón gustan poco. Hay que hacer mucha política y mucha diplomacia.

-¿Cuál sería su fórmula ideal?

-Hay que eliminar la subjetividad. Apoyarse en la tecnología, como en su día hicieron el taekwondo, la esgrima o, de forma más reciente, el fútbol. Incluso en el atletismo, en otras especialidades como la velocidad la tecnología es imprescindible y no da problemas.

-¿Qué apuesta hace para los 35 kilómetros?

-Apuesto por otras dos medallas, una para los chicos y otra para las chicas. Ojalá alguna de oro. Aparte de Álvaro y María estarán Miguel Ángel López, Raquel González…